martes, 10 de febrero de 2015

SENDERO BOTÁNICO CIRCULAR DE LOS VILLARES

Entrada al sendero

El lunes recorrí el sendero circular Botánico del Centro de Visitantes de los Villares. Hacía muchos años que no lo recorría, fue un clásico de nuestros paseos cotidianos de fin de semana. Entonces estaba el camping activo, y el restaurante, ahora están cerrados, creo que secular seculorum

Plano del sendero (del folleto)

Hay que visitar el Centro de Visitantes que tiene un horario determinado, por lo que hay que comprobarlo antes. Me parece que se puede visitar a partir de los miércoles a domingos, aunque repito se debe confirmar antes. Tiene el recorrido 2,2 km., es cómodo y sobre todo didáctico, en el plano botánico. 

Ficha técnica (del folleto)

Se puede llegar al Centro cómodamente en coche, Km. 5,100, de la carretera de Obejo, CO-3408, desde Córdoba a la izquierda, dispone de un amplio aparcamiento. Hay también un lugar para juegos infantiles. Luego está como curiosidad la subida al depósito, un sendero por detrás del Centro de Visitantes, que es un mirador y se divisa todo el parque desde allí. 

Una vista del sendero

Durante el recorrido me cruce con Antonio, un habitual de a diario del sendero. Estuvimos hablando mucho rato, como íbamos encontrados en la dirección le dije que después iba a Las Conejeras y nos encontramos otra vez en ese camino, allí intercambiamos los teléfonos. Hablamos de grandes recorridos que él hace (que no están a mi alcance físico ni económico), como el Camino de Santiago. Me explicó la forma como hacía las etapas, un poco elásticas, deja el coche en un lugar anda veinte o treinta kilómetros y luego vuelve a él en otro medio de trasporte, y así sucesivamente. Interesante y agradable encuentro, contrasta con los cruces con quienes no te dicen ni buenos días.

Antonio y su perro

Texto del folleto:

"Hace apenas unos cientos de años, todas estas sierras estaban cubiertas de un inmenso bosque de encinas. Eran tiempos en los que el lince, el lobo y las grandes águilas eran los dueños indiscutibles de este territorio.

Puente sobre un pequeño arroyo

El tiempo y las necesidades de los seres humanos modificaron profundamente este espacio, dándole la apariencia que hoy conocemos. A los componentes originales del bosque se unieron otras especies llegadas de sierras cercanas, como el pino negral y, a veces, desde el otro extremo del mundo, como los eucaliptos.

Torvisco

A pesar de todo, esta sierra mantiene buenas manchas de encinas que aparecen rodeadas de toda una corte de plantas y arbolillos propios del bosque mediterráneo: jaras, cantueso, madroño, matagallo, coscoja... Toda esta vegetación, y especialmente en el fondo de los valles, sirve de refugio a muchos animales.

Pinar central

Este sendero, de poco más de dos mil metros, tiene fines didácticos. Así, encontrará inidentificadas diecisiete plantas y podrá comprender mejor los fenómenos del bosque a través de tres carteles. El camino circular nos llevará por las proximidades de la zona de acampada de Los Villares, ubicada en un piner de unas tres hectáreas, y por el propio Centro de Visitantes, ambos equipamientos al sur del Parque Periurbano."

Información

Desde el depósito


 

Fotografías del autor y folleto
Bibliografía del folleto