martes, 1 de septiembre de 2015

POZO DEL BROSQUE, CASA DE ZÓÑAR

Pozo del Brosque

En las cercanías de la Casa de Zóñar en la orilla sur y este de la laguna del mismo nombre, de Aguilar de la Frontera, hay varias fuentes, algunas de ellas han servido incluso para el abastecimiento a la cercana ciudad de Aguilar durante un tiempo. El otro día cuando visité la laguna pude ver una de ellas, la llamada Pozo del Brosque. Está a unos 240 metros de la orilla de la laguna y a unos 80 m. de la casa. Se ubica en la cota de los 310 m.s.n.m., teniendo en cuenta que el nivel de agua de la laguna está por lo 290 aprox. 

 Vista de la cara noreste

Y la suroeste con las piletas cuadradas y redondas

En Tenerife, en la bellísima zona de Anaga hay un Valle que se llama Brosque, otro en Galicia, O Brosque, y en Málaga, en Villanueva del Rosario también hay otra localidad con nombre similar. En resumidas cuentas no he podido aclarar el significado del nombre. Ya comenté haber estado buscando el patronímico y no haberlo encontrado, por lo que me quedo con una deformación de bosque, por decir algo desde luego, y sin ninguna seguridad en ello.

 Detalle de las piletas

Ventana puerta en la cara noreste

El pozo y abrevadero, está configurado por una caseta cuadrada, con tejado de teja a cuatro aguas. La parte sureste tiene adosada tres piletas cuadradas, en línea, de unos 0,70 cm de fondo, con otras tres cilíndricas al lado, de similar profundidad, alimentadas por una tubería que sale de la caseta del pozo. La caseta en su pared suroeste, tiene la placa con el nombre: "Pozo del Brosque"

 Dentro de la caseta

Fondo del pozo

Por su cara noreste tiene una ventana/puerta con candado que es la que permite acceder al pozo. Éste tiene una profundidad de unos tres metros. Está en estas fechas seco. No tiene escalera de acceso. En su fondo puede verse los que parece el venero de alimentación del mismo. Su construcción es reciente, y no se observa ningún ingenio para extraer el agua cuando la tenga. Es de suponer que se extraerá el agua con una bomba pero tampoco se observa alimentación eléctrica en el entorno. 

Otra vista desde el sur.

Fotos del autor