domingo, 13 de marzo de 2016

ALBERCAS DE QUITAPESARES


Lateral de la alberca pequeña

Hay en el entorno de la urbanización Quitapesares un enorme complejo de albercas, que me han parecido colosales, quizás sean las mayores que he visto. Seguro estaban para atender a las necesidades de la huerta cordobesa. Su exploración para mí es muy complicada y peligrosa. Bajar a ellas para estudiar su alimentación y salida, es dificil por dos razones; primera la enorme vegetación que las cubre casi en su totalidad, y porque requiere de conocimientos y aptitudes de las que yo carezco.

Plano militar de 1893, resaltado en rojo los accidentes a investigar

Catastro de 1950

Vuelo de 1977 donde podemos verlas en toda su extensión.

Espero que los profesionales las estudien antes de que desaparezcan del todo, porque están prestas a desaparecer. Les auguro un par de años. No sé si esa parcela que las contiene tiene dueño, y si lo tiene aún será más próxima su desaparición. Estimo que quien la haya comprado ha comprado también un problema a su vez. La parcela en el plano de la urbanización tiene el número 23, pero en el catastro figura como la 25, es  de 3402 m2, y mis mediciones me han dado 3382 m2, prácticamente lo mismo. 

 Detalle del vuelo de 1977
Boceto de las medidas aproximadas

Estado actual de vegetación

Tiene su entrada por la calle principal de la parcelación por una fachada de 6,5 m. y un corredor de 34 m. de longitud. Es quizás la más irregular. Pero eso es lo menos interesante, esta captación de agua, está a unos dos mil metros de donde estaba el Cañito Bazán, en su misma cuenca natural, siguiendo las curvas de nivel, y casi en línea recta. Es posible que sea muy aventurado lo que trato de exponer desde mi ignorancia supina, pero me pregunto ¿Por qué no puede ser la alimentación del Cañito Bazán y a su vez la del Tablero?

Teoría de la alimentación del Cañito Bazán desde las Albercas

El desnivel desde la salida hasta la llegada al Cañito es de un 8%, unos 160 metros según las cotas. No he encontrado ningún estudio serio sobre el origen del acueducto que traía el agua al famoso Cañito Bazán de nuestra infancia, por eso me aventuro a señalar estas teoría. El Cañito Bazán ha sido lugar de juegos infantiles en la canteras de su alrededor, juegos a películas del oeste americano, que eran las que teníamos a nuestro alcance, y porque el territorio de las canteras se daba a eso por su configuración.

Plano de la urbanización

Superposición de la parcela 23 ó 25 en el vuelo actual

Las albercas según el boceto que he realizado y unas mediciones al "ojo por ciento", dan unas medidas, la mayor, de 17 m. de larga por 9 de ancha y una profundidad estimada de 6 ó 7 metros, y la menor de 8 por 9 metros e igual profundidad. Están separadas por un muro. Tiene en su lado mayor un escalón en la base a todo lo largo, sin haberlo podido ver en los lados estrechos. Reitero la dificultad de acercarse a ellas y la peligrosidad por la profundidad de las mismas.

Muro lateral

Muro de separación entre las albercas

En el plano del ejército de 1893 figura un pozo, las albercas y un trazado sospechoso de ser la alimentación a las mismas. En el plano del catastro de 1950 figuran señaladas como una ele invertida, y en los aéreos de 1977 se divisa (no tienen vegetación dentro) toda su grandiosidad. Un lugareño me habló de que se le habían caído perros allí y fue una odisea sacarlos, teniendo que emplear una larga escalera. 

 Alberca mayor

Imposibilidad de lograr una fotografía cercana

Luego está la espesa vegetación que casi las cubre en su totalidad, que las hace peligrosas en la aproximación por carecer, por donde yo entré de borde superior, y estar las hierbas y arbustos en el mismo filo. Luego está lo que llaman cueva y que sin duda será la mina de agua, que también está por el entorno y que yo no he visto. Cuando las visité iba con Conchi, mi mujer, y si la precaución al ir solo es grande con ella lo es más.

Y un lavadero en el borde

De todas formas es un lugar, reitero peligroso para novatos, pero digno de un estudio serio por los profesionales del sector. Creo que merece la pena comprobar su alimentación y su uso. Su colosal volumen se sale de lo normal en el entorno, y mira que Huertas Unidas, San Fausto y otras fincas cercanas, como la de Los Dolores, tiene grandes albercas, pero seguro que como estas ningunas. Otro lugar de nuestra ciudad al que le queda poco también.

Fotos del autor, GoolZoom y Google Maps.

1 comentario :

Rafael Varo Atalaya dijo...

Hola Paco, yo soy unos de los que disfrutaron de pequeño de esas albercas de quitapesares, entra en facebook "quitapesares quitapesareños" y verás las albercas en plena ebullición de bañistas. Si deseas más información contacta conmigo en fb "Rafael Varo Atalaya"

Un saludo,

Rafael Varo